Google ve los guiones medios en las URLs como separadores de palabras, mientras que un guión bajo en tu URL no será reconocido. Esto significa que usar guiones medios hace mucho más fácil el trabajo a Google a la hora de reconocer de qué se trata una página. Por ejemplo, una URL que contiene la frase “mi_pagina” sería interpretada como “mipagina” en vez de “mi página”.

Google entra en detalle acerca de la estructura optimizada de URLs y el uso de guiones bajos en su artículo de Ayuda de Search Console. Matt Cutts explicó por qué hacen esto y cómo se decantaron por esta opción en este video de Webmaster Help:

   

Por qué importan los guiones en las URLs

Los guiones bajos en las URLs no son reconocidos por Google, una URL que contenga “mi_pagina” se verá como “mi_pagina”. Una URL que contenga “mi-pagina” será interpretada como “mi página”. Esto importa porque Google puede comprender “mi página” más fácilmente, lo cual hace más fácil que aparezca en consultas relacionadas con el tema “mi página” (“qué es mi página”, “cómo crear mi página”, etc.).

Cuanto más fácil sea para Google leer e interpretar una URL, más fácil será determinar su relevancia (y por ende posicionarla) para la consulta de un usuario. 

Por ejemplo, digamos que tienes una página con consejos sobre pérdida de peso. Debes elegir entre dos estructuras de URL: consejos_para_perder_peso o consejos-para-perder-peso. Si seleccionas la primera, Google solo verá “consejosparaperderpeso”, lo cual es más difícil de entender. 

Por otro lado, “consejos-para-perder-peso” se verá más como una frase normal y por ende relevante para una variedad de búsquedas:

  • Consejos instantáneos para perder peso
  • Consejos para perder peso de forma instantánea
  • Perder peso
  • Consejos para perder peso

La página que use la segunda URL, la que tiene guiones medios, tiene una probabilidad más alta de aparecer en resultados de búsqueda que la primera.

Como bonus para las URL con guiones medios, cualquier enlace que use la URL como texto de anclaje será interpretado como que ha utilizado las palabras clave en el texto de anclaje. Son también más fáciles de leer para los usuarios, ya que los guiones bajos se pueden confundir fácilmente con espacios, lo cual puede hacer que el usuario escriba la URL incorrecta al intentar visitar tu sitio. 

¿Y si ya estoy usando guiones bajos en mis URLs?

Para ser claros, la puntuación en una URL no es una señal de posicionamiento. Se utiliza solamente para leer e interpretar una URL al indexarla. Así que, si actualmente tienes páginas con guiones bajos en sus URLs y estás recibiendo los resultados que quieres, no hay necesidad de cambiar. De hecho, cambiar los guiones bajos de tus URLs por guiones medios podría ocasionar una pérdida temporal de posicionamiento porque Google precisa rastrear tu sitio de nuevo, indexar y reinterpretar la nueva estructura de URL. 

De hecho, John Mueller explícitamente recomienda no redirigir URLs solo para resolver el problema del guión bajo vs. guión medio. 

Para un perfecto ejemplo de esto, mira Wikipedia. Wikipedia usa guiones bajos en todas sus URLs, pero domina de forma consistente los resultados de búsquedas informativas. Por ejemplo, la URL de la página de la Grand Place de Bruselas en Wikipedia contiene las palabras “Grand_Place”, no “Grand-Place”. 

Ahora, mira el resultado de búsqueda:

Brussels Grand Place Wikipedia snippet

Ahí está Wikipedia, en la cima de los resultados. 

Dada la optimización en página de Wikipedia, las señales fuera de página y el dominio y autoridad general que posee, los guiones bajos en sus URLs no tienen mucho impacto. 

¿Y si no tengo los resultados que quiero? 

Lamentablemente no todo el mundo puede ser Wikipedia. Si estás usando guiones bajos en tus URLs y no estás viendo los resultados que quieres, usa redirecciones 301 para cambiar hacia una estructura de URL con guiones medios.

En nuestro ejemplo original, si tu página "ejemplo.com/mi_pagina" no está posicionando muy bien, cambia tu estructura para usar guiones medios, y luego publica la página en "ejemplo.com/mi-pagina". Configura una redirección para dirigir a todos los humanos y rastreadores a la nueva URL.

De nuevo, solo deberías hacer esto si tienes problemas para posicionar en los resultados de búsqueda, ya que llevará a Google un tiempo rastrear e indexar la nueva URL.